La mujer detenida en Palma por agredir a un hombre con una cadena quería apoderarse de su casa

Arrestada una mujer, de nacionalidad paraguaya de 42 años, acusada de agredir con una cadena de hierro a un hombre para apoderarse de su casa.

Agentes del Cuerpo Nacional de Policía detuvieron a la mujer como presunta autora de un delito de lesiones, coacciones y quebrantamiento de condena. Sobre las 22.15 horas, la central del 091 recibió una llamada telefónica en la que comunicaba que había un hombre que se encontraba sangrando abundantemente por la cabeza, tras haber sido golpeado con una cadena por una mujer.

Calle Manacor

La víctima manifestó que se encontraba en su vivienda, ubicada en la calle Manacor, momento en el que la detenida entró en el interior, obligándole de forma muy violenta y sin dar razón aparente, a que abandonara su propia casa. Ante la negativa del morador de la vivienda de abandonar su propia casa la mujer se enfureció y de forma muy agresiva comenzó a golpearlo. En un momento dado la presunta agresora cogió una cadena de hierro de grandes dimensiones y comenzó a golpear al dueño del inmueble en la cabeza, provocándole una herida sangrante.

La víctima huyó del lugar, sangrando abundantemente y solicitando ayuda, siendo trasladado en ambulancia al hospital, ya que necesitó puntos de sutura y una exploración.

A la vez que atendían al varón, varios indicativos policiales se dirigieron al lugar del suceso con la finalidad de encontrar a la agresora. Una vez allí, los funcionarios policiales pudieron observar abundante sangre en el suelo y a una persona que trataba de ocultarse con una manta.

Tras cerciorarse que era la presunta autora, los agentes procedieron a su detención por un delito de lesiones y coacciones contra el hombre, además de un delito de quebrantamiento de condena, al comprobar que le constaba una prohibición de residir en Palma, por unos episodios de malos tratos contra otra persona, en concreto contra su expareja.

La ahora detenida tenía una orden de destierro de la capital balear en vigor. Resulta que, tiempo atrás, había quebrantado y agredido a su expareja sentimental, una mujer de unos 40 años de edad.

Cadena metálica utilizada durante la agresión.