Fiestas cede parte de sus fondos al tejido empresarial de Inca

El pleno aprobó por unanimidad la modificación del presupuesto municipal de 2020 para asignar 300.000 euros a una línea de ayudas directas para autónomos, comercios y pequeñas empresas, a raíz de la situación por la COVID-19.

Son varias las áreas municipales que han visto mermadas sus partidas para 2020 ya que se ha reducido la aportación prevista en el presupuesto inicial para lograr alcanzar esos 300.000 euros. El departamento de Fiestas cederá 120.000 euros, mientras que Innovación entrega 60.000 euros. Por su parte, Cultura aportará 50.000 euros y Deportes, otros 35.000.

Otras áreas afectadas serán Urbanismo (15.000 euros), Medio Ambiente y Mundo Rural (10.000 euros) así como Igualdad, Sanidad y Museu, con otros 10.000 euros.
El alcalde explicó en el pleno que estos 300.000 euros se distribuirán en una futura aprobación de las bases que regirán estas líneas de ayudas y que servirán para «el impulso de la economía local que es uno de los puntos que tratamos en el programa Reiniciem Inca».

Reacciones

El portavoz de Independents d’Inca, Àngel Garcia, manifestó su acuerdo con la medida pero lamentó que se retirarán asignaciones a áreas como Mundo Rural o a las relacionadas con las empresas, «porque serán sectores que se verán muy afectados por esta crisis». También recriminó el hecho de que no se conozcan aún las bases de estas ayudas y cómo se distribuirán.

Unanimidad en el duelo por las víctimas de la COVID-19

El pleno arrancó con un minuto de silencio y finalizó con una declaración unánime en la que el Ajuntament manifiestó su duelo por los fallecidos por la COVID-19.

PSOE y PP consensuaron el texto, con las recriminaciones de Indi, PI y C’s ante las dificultades de alcanzar un entendimiento.