El registro de clientes en restaurantes y bares «atenta contra la privacidad»

La Asociación Consumidores y Usuarios de Balears (Consubal) y despachos de abogados coinciden en señalar en que la medida del Govern para que los clientes faciliten sus datos y teléfono cuando consuman en el interior de bares, cafeterías, restaurantes y hoteles «es una intromisión a la privacidad y atenta contra el derecho a la intimidad», señala el portavoz de Consubal, Alfonso Rodríguez.

El abogado Jorge Sainz de Baranda, de FMSB Abogados, afirma: «Atenta contra la intimidad, privacidad y no tiene sentido, más aún cuando solo se pide que se identifiquen aquellos clientes que estén en el interior de los locales y no en las terrazas».

Baranda añade que la intención del Govern «tiene todos los visos de ser inconstitucional y de que no prospere por esta circunstancia, aunque en estos tiempos que corren cualquier proyecto que tiene relación con al coronavirus tiene cabida. Consideramos que es discriminatorio y que tiende a copiar la norma que impera en la oferta de alojamiento cuando un cliente se hospeda. No es lo mismo esto que exigir la identificación en locales de restauración». Consubal ya se ha puesto en contacto con abogados mercantilistas para estudiar y analizar este proyecto de control: «Vemos como una barbaridad lo que se quiere hacer y estamos en contra, de ahí que nuestros equipos de abogados están a la espera de que se publique en el BOCAIB esta norma y mirar la letra pequeña».

Protección de datos

Rodríguez añade que para que un local de restauración pueda exigir este tipo información a los clientes «tiene que inscribirse ante la Oficina de Protección de Datos y una persona del establecimiento se tiene que hacer responsable de la información que se recaba en el local».

Tanto abogados consultados como Consubal coinciden en señalar que «tiene que haber otro tipo de medios para proteger a la oferta de restauración».

El portavoz de la asociación de consumidores puntualiza que «no hay nadie que garantice cuál es el uso final de los datos personales que faciliten los clientes en los locales por mucho que diga el Govern que solo son de uso par Sanitat en caso de contagios».

La consellera de Sanitat y Consum, Patricia Gómez, anunció este viernes que no hay fecha para la entrada en vigor de esta medida y que el motivo de que identifiquen a los clientes «es porque están mucho tiempo sin mascarilla». No explicó por qué no se hace lo mismo en las terrazas.