El peor mes en el mercado de valores desde el año 2008

La pandemia del coronavirus que está azotando al mundo en la actualidad está afectando el mercado de valores de la forma más extrema. Ya se empieza a hablar de que la crisis del 2008, la cual creó una gran perplejidad financiera a causa de los préstamos de alto riesgo en los mercados financieros, podría asemejarse a nivel económico a los efectos que la actual crisis del coronavirus puede dejar en la economía global.

Este mes de marzo de 2020 ha causado una de las peores semanas en el índice S&P 500 desde la crisis del 2008. Como fichas de dominó, bolsas asiáticas y europeas tampoco han tenido mucha suerte y han cerrado el mes con grandes pérdidas.

El coronavirus ha puesto en jaque al mundo financiero. El mes de marzo ha sufrido una caída bursátil comparable a la del año 2008, pero también ha hecho aparecer grandes oportunidades para invertir online.

El Crash de Marzo

El mes de marzo ha empezado con una alta volatilidad en los mercados debido a la gran caída que se produjo el 27 de febrero en la mayoría de las bolsas mundiales.

A comienzos de mes, se produjo un crash en Wall Street de los índices globales. El día 9 de marzo los mercados se vieron afectados por la guerra de precios del petróleo que países como Rusia y Arabia Saudí estaban iniciando. El precio del petróleo cayó más de un tercio de su precio medio. Recortes de producción causados por la pandemia fueron las causas principales de dicho colapso.

Durante los siguientes días, especialmente el 12 y 16 de marzo, los mercados bursátiles tuvieron otra caída de casi el 10%, esto es, peor que Jueves Negro de 1929.

Como método de actuación, a partir de mediados de marzo, los bancos centrales y gobiernos tuvieron que realizar intervenciones para mantener la calma entre los inversores.

La apuesta de los grandes inversores

Mientras que Wall Street junto a los principales índices bursátiles están en caída libre, algunos de los mayores inversores no desaprovechan la oportunidad para invertir.

«Ahora se ha llegado al punto en que algunas compañías están regaladas» decía Carl Icahn.

«Hay que ser codicioso cuando los demás son miedosos, y miedoso cuando los demás tienen los ojos inyectados de codicia» es una de las frases más célebres de Warren Buffet.

Junto con ellos, muchos inversores no quieren dejar perder las oportunidades que esta crisis ofrece, ya que todos coinciden en que la recuperación comenzará en cuanto la vacuna del coronavirus se descubra. Invertir en acciones de empresas de países con un desarrollo mayor y que hayan bajado en el último mes, son activos bastante atractivos y apuestas seguras. Empresas tecnológicas o farmacéuticas son algunas de las muchas opciones disponibles para crear un portafolio diversificado y de calidad.

En definitiva, el mes de marzo ha sufrido caídas bursátiles en los mercados financieros que tardarán en volver a sus índices normales. Las acciones de gobiernos y bancos centrales serán la clave para ver como el precio del petróleo y las acciones se recuperan. Mientras tanto, los grandes inversores no desaprovecharán las oportunidades que se presenten a causa de esta crisis.