Baleares ya tiene protocolo para recibir cruceros con escalas nacionales

Baleares ya cuenta con un protocolo de actuación para cruceros con recorrido nacional con escalas en los puertos de la comunidad aprobado por el Govern. Las empresas consignatarias lo recibieron ayer, de modo que ya lo pueden remitir a las navieras para que incluyan las Islas en sus escalas.

El protocolo indica que cualquier crucero que vaya a realizar una escala en un puerto de Balears deberá contar con la autorización previa de las autoridades sanitarias de la Comunitat. Se deberá presentar al menos 20 días antes de su llegada al primer puerto de las Islas.

La petición para el atraque que se remitirá a Salut debe incluir, entre otras formalidades, el itinerario completo del crucero con las escalas a realizar y su duración. También se requerirán la capacidad máxima del buque y la capacidad con el aforo reducido, así como los planes de salud y de contingencia.

Entre las medidas que reclama el Govern, además de incidir en la distancia de seguridad, la higiene y la toma de temperatura diaria a los pasajeros, éstos deberán realizarse un test de antígenos antes de desembarcar en las Islas. En caso de que no sea posible, se lo realizarán a la llegada. Esta obligación se debe a la normativa vigente del Govern sobre la entrada a la comunidad, que exige un resultado negativo del análisis dentro de las 72 horas previas al desembarque. También se requiere una prueba negativa a los pasajeros antes de iniciar el crucero, con independencia del puerto donde se inicie el recorrido, así como a la tripulación.

Desembarque

En cuanto al desembarque de pasajeros, solo se permitirá en excursiones programadas con su grupo de convivencia estable o en caso de fuerza mayor. Se deberá reducir al máximo la interacción entre el personal del crucero y el personal del puerto.

El crucero deberá contar con un seguro médico que cubra y garantice todos los gastos derivados de la asistencia sanitaria provocada por el coronavirus.

‘Sí als creuers’

La plataforma ‘Sí als creuers’ celebró ayer la aprobación del protocolo, algo que reclamaban desde hacía meses. El jueves alertaron de que Balears era la única comunidad sin tenerlo aprobado y que las Islas llegaban tarde. «Ciertamente llega tarde, pero llega y lo valoramos de forma positiva», dijo el presidente de la plataforma y de PIMEM, Jordi Mora. Tras este avance, urgen al Gobierno central a trabajar para abrir los puertos nacionales a los cruceros internacionales.